Cantar con niños

Q


IMG_20190403_125233882


Cantar era lo que mejor resultado me daba para entretener y calmar a Dani y Pablo y al mismo tiempo calmarme yo.

Siempre he sido muy cantarina. Me acuerdo de todas las canciones.

Las que siendo yo niña la mamá escuchaba en la radio.

Las infantiles como  “Una dona tena catona” que cantábamos a mis hermanos Iñaki, Patxi y Paula.

Mi repertorio propio llegó en los 70 , desde Bob Dylan a los Calchakis, George Moustaki , Mikel Laboa y muchísimos más.

Todas las canciones en mi memoria hasta el día de hoy, que sigo cantando, sólo que peor, porque en la operación de tiroides me cortaron una cuerda vocal, esto al cantar se nota.

Yo siempre tenía la canción adecuada para cada momento de mis niños:

Para dormir: “Loa, loa txun txurun……” de Mikel Laboa, entre muchas otras, porque coger el sueño les costaba

Para jugar: de pequeñitos empezábamos con ” Tortas tortitas ” , ” 5 lobitos ” y ” A serrín a serran ”

Con 2 y 3 añitos: ” El señorito Pablo como es tan formal….”, “Una y dos la Betty Betty  Boo ”

Muchas de ellas ya son incorrectas por su machismo o inadecuadas por mis no creencias religiosas.

Sí, cantábamos mucho.

En aquellos interminables viajes a Iguzquiza por Lizárraga, combatiamos el aburrimiento y el mareo con mi repertorio. Dale que te pego.

” Dónde están las llaves “, ” Estaba el señor Don Gato “,  “Pin pon es un muñeco”.

Entonces no había móviles, ni IPad, ni pantallas en los asientos, ni tan siquiera un cassette,  porque nuestro Ford Fiesta azul tenia una simple radio.

Luna a tí te canto los ” cinco lobitos ” en los audios o en videollamadas,  yo tan contenta porque dicen tus papis que conoces mi voz.

Cuando vengas te voy a cantar todo el repertorio de 0 a 6 meses, empezando por  “Gora eta gora beti ” que tanto te canta tu papi.

Unai potxolo aún no tienes un mes y poco he podido cantarte porque o mamas o duermes. Aún no ha habido que calmarte ningún llanto , tranquilo que todo llegará.

¡Dani, Pablo, Luna, Unai, seguiremos cantando!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *